Clienta de Librería Internacional encargó libro, esperó semanas y al final le dijeron que no estaba disponible

Por Kenia Barrantes Jiménez.

Foto: Peter Mazurek. Imagen ilustrativa.

El 21 de noviembre hice un “pedido especial” de un libro en la Librería Internacional de Moravia, para regalarlo en Navidad a un familiar.

La empleada que me atendió me advirtió que el libro podía demorarse en llegar de cuatro a seis semanas y que ellos me llamarían en cuanto lo recibieran.

Luego de siete semanas y repetidas visitas y llamadas de mi parte (pues nunca me contactaron) a este local, me avisaron, finalmente, que el libro no está disponible y que “disculpe” por el inconveniente.

Con un “disculpe” no voy a recuperar el tiempo perdido, ni el regalo que ya no pude entregar.

Con un “disculpe” no van a recuperar ni mi confianza, ni a la clienta regular que era y que fue tan ingenua como para encargar un libro por medio de esta empresa, cuando lo pude haber hecho por otras vías a menor precio y con mejores resultados.