Sala IV ordena a empresa a detener acoso telefónico contra deudor

Imagen Ilustrativa

La Sala Constitucional declaró con lugar un recurso de amparo presentado contra la empresa Management Systems MS Incorporated Limitada por un deudor que ha sido víctima de acoso y hostigamiento cobratorio.

El deudor –cuyo nombre no fue dado a conocer por el Poder Judicial-, contrajo una deuda hace años atrás con la Empresa Servivalores S.A. y no ha podido pagarla.

En diciembre del año pasado, Management Systems MS Incorporated Limitada empezó a contactarlo para cobrar la deuda y, a partir de marzo del presente año, la firma incrementó “las llamadas, los faxes y las amenazas”. Además, se “ha divulgado información privada y personal sobre su condición económica a terceros”, según comunicado del Departamento de Prensa y Comunicación del Poder Judicial.

Los magistrados declararon con lugar el recurso y ordenaron al representante legal de la firma “adoptar las medidas necesarias para que en lo sucesivo la empresa se abstenga de incurrir en las conductas que ocasionaron la declaratoria con lugar de este recurso”.

La decisión ocurre en momentos en que en Costa Rica aumenta el negocio del cobro de deudas (empresas que ganan un porcentaje por cobrar deudas de otras empresas) sin que existan regulaciones claras que protejan a los deudores de malas prácticas cobratorias.

En otros países hay límites claros a las prácticas cobratorias que las empresas pueden aplicar. Por ejemplo, en Estados Unidos la ley explícitamente que las empresas cobradoras de deudas no pueden contactar a un deudor que ha pedido por escrito no ser contactado (excepto si es para notificarlo de una demanda).

La ley también establece que las empresas pueden llamar a terceros para preguntar por la dirección del deudor, pero no pueden llamar más de una vez y es prohibido que comenten ningún detalle de la deuda.

También hay regulaciones claras sobre qué deudas se pueden incluir en el historial crediticio y por cuánto tiempo.

**Gracias al periodista Luis Valverde y a Roberto Arce por comentar sobre el tema en la página del blog en Facebook.